jueves, 31 de marzo de 2011

Odom, ¿el sexto hombre del año?

Con todos los años de experiencia y siendo uno de los jugadores más importante de los Lakers, es increible que Lamar Odom nunca haya ganado un premio personal en la NBA. Pero ahora se encuentra muy cerca de lograrlo, aunque él ya se considere un ganador:

"Ya tengo dos premios: dos campeonatos", manifestó el ala pivot. Excelente respuesta.

A esta altura de la temporada se debate en la liga a quien otorgale los premios de "Mejor sexto Hombre", "Mejor entrenador" y "MVP", entre otros.

"Candyman" es, junto a Jason Terry, uno de los máximos candidatos a llevarse el Sixth Man of the Year. "Ni en mis más salvajes sueños pensé en ganar este premio porque siempre pensé que sería titular", dijo Odom. Recordemos que no estuvo de acuerdo la primera vez que Phil Jackson decidió llevarlo a la banca en el 2009.

"Me encantaría ganar el premio, pero para los aficionados de L.A.; ellos me festejan siempre que entro a la cancha", continuó L.O.

Además, Lamar comentó que obtener la mención sería genial para sus familiares, amigos, pero particularmente, para dos compañeros: "Para tipos como Kobe (Bryant) y Derek (Fisher), tipos de los que he aprendido, sería un cumplido para ellos".

Cuando le preguntaron que aprecia de ser un jugador reserva, dijo: "En algunos partidos, voy a tirar para un gran porcentaje, y otros no estaré conectado con la ofensiva. Pero quizás sea una jugada en especial; un rebote en especial; una puja por un rebote especial; una asistencia especial; una parada defensiva que quizás cambie el ímpetu del partido. Y, ya lo sabes, boom: hiciste tu trabajo. Ayudaste a cambiar el juego".

Nunca había escuchado una definición tan exacta de lo que puede significar un jugador suplente.

Finalmente, piensa en un grandioso y humilde gesto en el caso de ganar el premio: "Si lo gano, la noche en que lo tenga, probablemente lo deje en la mesa de premios. Sólo para dejar saber a los aficionados que es para ellos... y para darles las gracias".

Lamar demuestra que es un grande... no sólo en estatura.