jueves, 7 de abril de 2011

Cambio de relator


Todos los que seguimos los partidos de los Lakers por internet ya conocemos de memoria y reconocemos al instante las voces del relator Joel Meyers y del comentarista Stu Lantz. Pero esto cambiará a partir de la siguiente temporada.

A Mayers, quien es el play-by-play broadcaster desde el 2005, no le renovarán el contrato y su lugar lo ocupará Spero Dedes, quien actualmente cumple la misma función pero en la radio.

Dedes, de 32 años, será el tercer relator desde que Chick Hearn murió en 2002, ya que antes de Mayers estuvo Paul Sunderland.

Por su parte Stu si estará la temporada que viene (su 25º), según fuentes cercanas a la NBA.

Cabe aclarar que son todos rumores (aunque hay un 95% de que esto suceda) ya que la franquicia angelina no quizo hablar sobre el tema.

Esto llega unas semanas después de que se confirmará que a partir de 2012-2013 los partidos de los Lakers a nivel regional dejarán de ser transmitidos por FS West y KCAL, para ser televisados pot Time Werner Cable.

¿Que nos pasa?


Inconsistencia. Una fea palabra que por desgracia tengo que repetir muchas veces en las entradas de este blog. No se puede creer como de llevar a cabo un gran baloncesto y conseguir un récord de 17-1 se puede pasar a jugar tan mal y perder tres partidos consecutivos contra equipos que ni siquiera lucharon en la temporada por entrar a los playoff.

En la derrota de ayer por 95 a 87 ante los Golden State Warriors en el Oracle Arena se pudo vio a unos Lakers irreconocibles.

Ya sabiamos de antemano que a los laguenros les costaba muchísimo defender el perímetro, pero lo ayer fue una verguenza.

El hecho de que los angelinos hayan ganado el primer cuarto (23-14) se debe a que los locales no encestaban ningún lanzamiento e inclusive finalizaron el período con un 24% TC y sin anotar detrás de la linea de tres puntos.

Tras los primeros 12 minutos, los dirigidos por Keith Smart dominaron siempre y fueron los grandes protagonistas sin jugar un gran baloncesto. Se puede decir que los Lakers se humillaron solitos.

Antes de esta mini racha de tres derrotas al hilo, los conducidos por Phil Jackson eran el mejor equipo de toda la liga en cuanto a cantidad de pérdidas con 12.9 por encuentro. Esto cambió drásticamente ya que ayer incurrieron en 17 (sólo 11 los locales) y promedian 18.7 en estos últimos encuentros.

Andrew Bynum (13 puntos, 17 rebotes y 3 asistencias) sigue jugando de manera brillante pero no tiene la cantidad de toques que se merece. Frente a los Warriors sólo intentó 5 tiros de campo (los encestó todos), mientras que el equipo en general promedió un 42.9%. Esto es algo que deberá reveer el entrenador ya que hoy en día el jóven pivot es el mejor y más eficiente jugador que tiene el plantel.

Es increible que el único que dispute los rebotes sea "Drew". Los demás jugadores ni siquiera intentan saltar, especialmente Pau Gasol, que se ve lento, débil y con falta de energía en el costado defensivo. El catalán fue superado en todos los lugares de la cancha y en todo sentido por David Lee (22 tantos -9/17 TC, 17 rebotes, 5 asistencias, 4 robos y una tapa) y terminó con 18 puntos (7/11 TC) y 7 rebotes.

Sacando el primer período, Monta Ellis (26 puntos, 3 rebotes y 6 asistencias) y Stephen Curry (10 tantos, 6 rebotes y 5 asistencias) fueron una pesadilla para los guards laguneros. Hicieron lo que quisieron en ataque, pasando a Kobe Bryant (25 tantos -10/20 TC-, 2 rebotes, 2 asistencias y 4 robos), Derek Fisher (6 puntos y 3 asistencias), Ron Artest (2 tantos en 1/7 TC), Shannon Brown (5 puntos en 1/6 TC) y Steve Blake (0/5 TC) como si fueran conitos.

Es increible la cantidad de segundas oportunidades que tuvieron los locales, venciendo en este rubro 18 a 6 a los laguneros. A parte intentanron 93 lanzamientos contra sólo 77 de los Lakers.

Sólo dos jugadores de la banca angelina aportaron algo. Matt Barnes tuvo un par de jugadas de tres puntos que achicaron un poco la diferencia (que llegó a ser de 19) al inicio del último cuarto. El alero concluyó con 10 puntos (4/7 TC) y 6 rebotes. Por otro lado, Lamar Odom tuvo una aceptable tarea con 8 tantos, 8 rebotes, 5 asistencias y 6 pérdidas.

La irregularidad de estos Lakers preocupa. Juegan un partido como los bicampeones de la NBA y al siguiente lo hacen peor que los Cleveland Cavaliers.

Los San Antonio Spurs ya se consagraron campeones de la Conferencia. Los Lakers ceden la cima tras tres temporadas consecutivas en los más alto.

El próximo encuentro será el viernes ante los Blazers en el Rose Garden, lo que significa una dura parada y una previa de lo que sería la primera ronde de la postemporada, ya que Portland ocupá hoy el séptimo sembrado de la Conferencia Oeste.

Go Lakers!!!

Resumen del encuentro